10 Viajes de Nivel - Blog | Descubriendo Marruecos I: Camino hacia el Sáhara desde Marrakech
15738
post-template-default,single,single-post,postid-15738,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,qode-title-hidden,side_area_uncovered_from_content,qode-theme-ver-9.1.3,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive

26 Jun Descubriendo Marruecos I: Camino hacia el Sáhara desde Marrakech

El SÁHARA es el desierto más grande del mundo, envuelto en todo el ancho de un continente y dividiéndolo en dos. Es una tierra de espectaculares paisajes, dunas cambiantes, intenso sol y cielos nocturnos tan claros que uno trata de alcanzar y tocar las estrellas. Durante el camino hacia el Sáhara nos encontramos la gran variedad de paisajes que nos ofrece Marruecos; desde magníficos bosques quebrados por las diversas cordilleras, oasis,  valles fértiles y el desierto del Sáhara. Este marco nos ofrece la posibilidad de realizar turismo activo: deportes, actividades culturales, educativas, solidarias y de ocio.

“Conocer de primera mano las rutas de caravanas que atravesaban África para el comercio de productos como la seda”

Recorrer sus paisajes con una naturaleza sobrecogedora o visitar sus kasbahs y pequeñas aldeas que nos encontramos en el camino, conocer formas de vida tan ancestrales como la vida nómada, y poder experimentar esta forma de vida realizando travesías en dromedarios, durmiendo en jaimas, disfrutar de su tradición musical y gastronómica; conocer de primera mano las rutas de caravanas que atravesaban África para el comercio de productos como la seda. Todo ello hace de este viaje al desierto, una experiencia inolvidable.

Comenzar este viaje en la ciudad de Marrakech, Fundada en XI por los almorávides, fue durante mucho tiempo un importante centro político, económico y cultural del Occidente musulmán, con una gran influencia en todo el Norte de África y Andalucía. De ese periodo datan varias edificaciones impresionantes como la mezquita de Koutubia, las murallas almenadas y las puertas monumentales, así como jardines. Posteriormente, la ciudad se engalanaría con otras joyas arquitectónicas como el palacio Bahia, la Medersa Ben Youssef, las tumbas saadies, numerosas palacios señoriales y la plaza de Jamaa El-Fna, verdadero teatro al aire libre.

La plaza Yemaa el Fna al atardecer es todo un espectáculo para los sentidos.

“Es uno de los principales espacios culturales del mundo y un símbolo de la ciudad de Marrakech desde su fundación en el siglo XI.”

El espacio cultural de La Plaza Yemaa el-Fna, declarada por la UNESCO Patrimonio Cultural Inmaterial en 2001 Es uno de los principales espacios culturales del mundo y un símbolo de la ciudad de Marrakech desde su fundación en el siglo XI. La plaza de Yemaa el-Fna es un importante lugar de intercambios culturales y goza de protección oficial desde 1922, en tanto que elemento del patrimonio artístico de Marruecos. Presenta una concentración excepcional de tradiciones culturales populares marroquíes que se expresan a través de la música, la religión y diversas expresiones artísticas. Situada a la entrada de la Medina, esta plaza triangular rodeada de restaurantes, tiendas y edificios públicos, es el escenario cotidiano de actividades comerciales y de diversiones. Es un lugar de encuentro para los habitantes de la ciudad, pero también para los forasteros. Durante todo el día, y hasta bien entrada la noche, se pueden comprar frutos, degustar manjares tradicionales y encontrar una variedad de servicios tales como dentistas, curanderos, adivinos, predicadores, tatuadoras de henna o aguadores. También pueden verse y oírse a narradores, poetas, músicos bereberes (mazighen), bailarines gnawis, encantadores de serpientes… Las expresiones orales eran renovadas antaño por los bardos que recorrían los territorios bereberes. Aún hoy día, unen la acción a la palabra para enseñar, divertir y embelesar al público.

En ocasiones, atravesar la Cordillera de El Atlas nos depara sorpresas

El Alto Atlas. Sus valles y zona montañosa comienzan al dirigirnos hacia Sur de Marrakech. La región es conocida por su hermoso paisaje y su modo de vida tradicional. Tichka y Tizi-n son los únicos dos pasos por el Alto Atlas, ambos espectaculares. Nuestra aventura nos lleva hacia el  cuello de Tichka con 2.260 metros de altura y su contraste de paisajes, desde las cumbres nevadas del Atlas hasta valles fertíeles y zonas semidesérticas. Tras atravesar el Alto Atlas llegamos a  la espectacular Ksar Ait Ben Hadou, “ciudad fortificada” o Ksar, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1987. Situada sobre una colina, a los pies del río Ounila, formado por un conjunto de edificios de adobe rodeados por altas murallas, el ksar es un tipo de hábitat tradicional presahariano. Esta población era parada obligada en las caravas que venían del Sáhara y tenían que cruzar el Atlas.

Las Puertas del Desierto.

Ouarzazate, la puerta del desierto

Ouarzazate, también conocida como “la Puerta del Desierto”. Su nombre viene de una frase bereber que significa “sin ruido” o “sin confusión”. Es conocida por su proximidad a las montañas del Atlas y al Valle del río Draa. En tiempos pasados, Ouarzazate fue un pequeño punto de travesía para los comerciantes africanos que intentaban alcanzar ciudades norteñas de Marruecos y Europa. Durante el período francés, creció de forma considerable como ciudad, siendo un centro administrativo.  En el presente, en la localidad se encuentran unos de los estudios cinematográficos más importantes del mundo: los Atlas Studios y Cla Studios.

“Estas Gargantas se abren en el exuberante Valle donde cultivos y palmerales se entremezclan con las pequeñas poblaciones de adobe y paja”.

Gargantas del Todra

Al abandonar Ouarzazate, comienza la ruta más pintoresca de la antigua población bereber, la Ruta de las khasbas, que nos acompañaran durante 50 kilómetros y nos abandonan en Kalaa Mgouna y su Valle de las Rosas. Tras pasar por la población más populosa de la Región, Tinghir, se los abre ante nuestros ojos las Gargantas de Todra un cañón de paredes verticales que se prolonga desde su entrada unos 18Km dirección a Imilchil. Sus paredes más altas alcanzan aproximadamente los 300m de altura, siendo su punto más estrecho unos 10 a 20 metros de ancho. Estas Gargantas se abren en el exuberante Valle donde cultivos y palmerales se entremezclan con las pequeñas poblaciones de adobe y paja. Estas Gargantas son un espectáculo durante el día pero también merecen un paseo nocturno para poder deleitarnos del la inmensidad de las paredes rocosas que se estrechando ante nuestras miradas.

El Desierto del Sáhara.

Situada a los pies de la población de Merzouga, donde hay una amplia oferta hotelera con decoración al estilo más tradicional de la zona, se encuentra el Mar de  dunas de Erg Chebbi. Estas dunas alcanzan una altura de hasta 150 metros en algunos lugares y en conjunto se extiende por un área de 50 kilómetros de norte a sur y de un máximo de 5 a 10 kilómetros de este a oeste.

“Poder disfrutar de la inmensidad del silencio acompañados de un té,  de la abrumadora naturaleza…”

Llegamos a la inmensidad del Sáhara disfrutando de paisajes únicos.

Contemplar el atardecer desde un dromedario en travesía hacia el Campamento de Jaimas o el amanecer desde lo alto de una duna, tras dormir en medio del desierto como los nómadas (que todavía habitan esta zona desde tiempos inmemoriales); poder disfrutar de la inmensidad del silencio acompañados de un té,  de la abrumadora naturaleza y de sus gentes tan gentiles, hace de esta experiencia algo inolvidable.

Podemos disfrutar de un “salón” único en el desierto:

Un salón exclusivo en calma antes de ir a dormir

A veces una tormenta de arena deja imágenes como esta

Antes de ir a dormir, contempla las estrellas en un cielo limpio y precioso

Desierto estrellado

Cerca de Merzouga, se encuentra en antiguo  “Pueblo de los Esclavos”, Khamlia, donde los músicos Gnawa se reúnen los miembros de una hermandad que practica rituales con música rítmica y finalidad terapéutica, donde se considera al alma como principio de acción de todos los fenómenos vitales adquiriendo una gran carga espiritual. Se visten de un blanco impoluto y ofrecen al visitante el deleite de su música espiritual.

Desde Merzouga podemos realizar actividades deportivas como el snowboard en las dunas, montar en quads por dunas y pistas; recorrer en vehículos 4×4 la Ruta del Rally Paris-Dakar que nos lleva por zonas de pistas, dunas, oasis, zonas despobladas,…   Visitar la “Montaña Redonda” o Cárcel Portuguesa y las espectaculares montañas del Parque Natural de Jebel Saghro donde contemplar la singular belleza geológica de la zona; conocer de primera mano los yacimientos de fósiles y visitar los museos-tiendas en Erfoud,…

Campamento de Khaimas de lujo.

Nuestra habitación el el Sáhara

Nuestro baño en la Khaima

Este viaje puede ser tuyo, podrás vivir toda una experiencia en tu agencia Nivel 10 Viajes, un gran viaje al alcance de todos los bolsillos. Encuentra estas ofertas en nuestra sección de ofertas de www.10viajesdenivel.com

Oferta 5 días Sáhara Express

Khasbahs y dunas de 6 días

Sáhara desde Marrakech de 7 días

Nómadas del Sáhara de 8 días

facebook-profile-picture
Pedro PR
pedro@nivel10viajes.com

Viajeros, profesionales del sector ... confía en nosotros, nuestra experiencia nos avala.

No hay comentarios

Déjanos un comentario